NACIONALES POLITICA

LA VICEPRESIDENTA SE REFIRIÓ A LA DEUDA DEL FMI.

Cristina presenta “Sinceramente” en la 29° Feria Internacional del Libro en La Habana.

 

 

La vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchnersostuvo este sábado que el FMI “debería establecer una quita sustancial” de la deuda, “porque se hizo un préstamo comprometiendo el 60% de la capacidad prestable del organismo y violando las obligaciones que tiene el propio Fondo”, al presentar su libro “Sinceramente” en la 29° Feria Internacional del Libro de La Habana, en el marco del nuevo viaje que emprendió esta semana rumbo a Cuba para visitar a su hija Florencia.

En medio de la negociación que el presidente Alberto Fernández encara con el Fondo Monetario Internacional, la vicepresidenta acusó al organismo de violar su propio estatuto con el préstamo de 44 mil millones de dólares a la gestión anterior y reclamó una “quita sustancial”.

“Dieron un préstamo violando el estatuto. Ahora escucho que no se puede hacer una quita al capital del Fondo porque su estatuto lo prohíbe. También prohíbe que se den préstamos para que se fugue el dinero ¿por qué vamos a hacer valer una prohibición y otra no? Apliquen el estatuto entero“, manifestó.

La exmandataria sostuvo que “todos deben respetar las normas, el acreedor y el deudor” y agregó: “Por lo menos debería establecer una quita sustancial porque se hizo un préstamo comprometiendo el 60% de la capacidad prestable del organismo y violando las obligaciones que tiene el propio Fondo”.

“El endeudamiento es uno de los problemas estructurales más importantes de la Argentina. Tenemos claro que no podemos pagar si no nos dejan crecer y no podemos crecer si el Estado no inyecta fondos a la economía”, explicó la exmandataria frente al auditorio de la sala Nicolás Guillén, del que participa el presidente cubano Miguel Díaz Canel. Además, indicó que “lo primero que tenemos que hacer para pagar la deuda es salir de la recesión”.

Cristina Fernández de Kirchner propuso también que se disponga un “Nunca Más” sobre la deuda externa, y pidió “investigar” para qué se le prestó a Argentina durante el gobierno de Mauricio Macri.

La vicepresidenta se refirió también a los procesos judiciales que la tienen como protagonista en Argentina y sostuvo que el “lawfare” (guerra judicial) “tuvo un componente mafioso” y consideró que “debe ser por los ancestros de quien fuera Presidente”.

“En la Argentina el lawfare tuvo un componente mafioso: ir contra la familia. Esto se tradujo en la persecución a mis hijos pero especialmente a Florencia, tal vez por verla vulnerable, tal vez porque advirtieron en mi vida cotidiana era un lugar muy especial para mí”, señaló la ex mandataria en la histórica Fortaleza de San Carlos de la Cabaña en La Habana.

Dejá una respuesta